sábado, 12 de agosto de 2017

Craiova emigra, Tallulah Flores

Craiova es hoy
                        apenas una sombra
de la sombra de los cuerpos
                       de los hombres
que en vano aceleraban cada paso
y se mecían en las calles
                        inclinadas hacia un lado
por el viento.

Mirar hacia Craiova
ayer me fue más fácil.
Fue una sola imagen
                       inflexible
contraída por el frío
                       una multitud de ojos
y la ausencia absoluta de las voces
que a esa hora
en alguna época del año
son ahogadas por las luces
que atraviesan la ciudad
siempre anticipadas al invierno.

Ahora recuerdo:
entonces Craiova emigra con las aves
se eleva y cruje cada vieja casa.
Tallulah Flores
Colombia
Barranquilla, 1957

No hay comentarios:

Publicar un comentario